Hibisco

[featured-video-plus]

El té de hibisco es una infusión preparada con la parte del cáliz de la flor de Jámaica también llamada Hibisco o Hibiscus Sabdariffa.

Se ha convertido en el más nuevo aliado de quien quiere adelgazar, debido a sus propiedades capaces de potenciar los resultados de una dieta bien regulada con ejercicios físicos regulares, además de disminuir la grasa abdominal y de las caderas, por su acción diurética.

El té de hibisco también tiene un sabor más agradable que los del té negro y té verde, ya que tiene un toque de frambuesa.

La flor de hibisco utilizada para preparar el té no es la flor ornamental vista en jardines y macetas. Cerciórese de eso en el momento de la compra, comprobando el nombre científico de la planta en la etiqueta.

BENEFICIOS Y PROPIEDADES

La flor de hibisco tiene diversos beneficios para la salud, tales como: controlar los niveles de colesterol, regular la presión arterial, facilitar la digestión, impidiendo que parte del carbohidrato y de la grasa de los alimentos sean absorbidos, y anula la acción de la hormona antidiurética presente en los riñones.

  • Ayuda para adelgazar.

La flor de hibisco tiene la particularidad de actuar como una acelerador metabólico, por esto uno de los usos más populares del té de hibisco se dirige a la pérdida de peso.

Con gran cantidad de flavonoides y ácidos orgánicos, sustancias antioxidantes y anti-inflamatorias, el té de hibisco estimula la quema de grasa corporal, previene la retención de líquidos, facilita la digestión y regulariza el intestino, contribuyendo a la pérdida de peso. (Estudio en ratas y cerdos donde se comprobó estos efectos https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pmc/articles/PMC1950274/?&utm_medium=2010)

Estas mismas sustancias ayudan al cuerpo a deshacerse de las toxinas al mismo tiempo que se adelgaza.

Hay dos flavonoides presente en el hibisco que son importantes para quienes desean perder peso: la quercetina, que proporciona la acción diurética, y la antocianina, que evita la acumulación de grasa. Estos mismos flavonoides también ayudan a aumentar el “colesterol bueno” (HDL) ya disminuir el “colesterol malo” (LDL).

  • Reducción del colesterol.

Por poseer cantidades expresivas de antioxidantes, el té de hibisco es óptimo cuando el asunto es reducir el colesterol. Los antioxidantes ayudarán a reducir los niveles de colesterol malo, protegiendo la salud de las enfermedades del corazón y también protegiendo los vasos sanguíneos del cuerpo. Les dejo un estudio realizado en paciente con diabetes tipo II donde se comprueban las propiedades del hibisco sobre el perfil lípidico https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/19678781?&utm_medium=2010.

Enlace:

Share on whatsapp
Share on telegram
Share on facebook
Share on twitter
Share on email

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir chat
1
¡Contacta con Menja't la Vida!
Hola, ¿necesitas ayuda?